Lagos declara que ha estado permanentemente conversando con todos los presidentes bolivianos que le han tocado en su mandato, y que está dispuesto a continuar así por los dos años que le quedan.
Un palo sutil ¿eh?