Sí. Lo hice. Tras perseguirlo por alrededor de un año y medio, logré encontrarlo en la Feria Chilena del Libro: “El cerebro y el mito del yo”. Ahora lo estoy devorando. Después les cuento más.